Inicio » blog de veterinaria » Clínica canina: cómo elegir la mejor para tu mascota

Clínica canina: cómo elegir la mejor para tu mascota

Descubre aquí cómo no equivocarte a la hora de elegir una clínica canina.

Si tienes un perro en casa, sabes lo importante que es cuidar la salud de este compañero. Pero, ¿cómo encontrar la clínica canina ideal para tu mascota? Hemos separado algunos consejos que te ayudarán a encontrar un lugar que se adapte a ti y a tu amigo. Echa un vistazo a una vista previa a continuación.

  1. Conoce las licencias de la clínica canina.
  2. Busca una buena ubicación.
  3. Pida referencias.
  4. Prioriza el buen servicio.
  5. Obtenga más información sobre la empresa.
  6. elige un experto

Ya sea para citas de rutina o tratamientos, la definición de la clínica canina debe ser muy cuidadosa. Sigue leyendo y comprende mejor cada uno de los temas anteriores.

¿Cómo elegir la clínica canina ideal?

Estamos acostumbrados a cuidar la comodidad de nuestros perros en el día a día. La alimentación, la hidratación, la ropa y la higiene son elementos frecuentes en la lista de cuidados. Sin embargo, las visitas a la clínica canina a veces terminan siendo postergadas. Pero eso no debería ser así.

Esencial para el bienestar de los animales, el seguimiento veterinario debe estar siempre actualizado. Es con ella que prevenimos enfermedades graves e incluso tratamos casos como tumores en estadios iniciales con mayor éxito. Por eso, llevar a tu compañero de cuatro patas a la clínica canina siempre es importante, no solo en caso de emergencia . Pero con tantas opciones para un centro veterinario, ¿cómo selecciona el que mejor le sirva?

Para confiar la salud de tu mascota a alguien, debes conocer cada detalle. Revisa a continuación todo lo que necesitas analizar para tomar una buena decisión.

como elegir el mejor veterinario para su perro
como elegir el mejor veterinario para su perro

1. Conoce las licencias de las clínicas caninas

Desafortunadamente, no todos los que actúan como veterinarios están autorizados para hacerlo. Por lo tanto, las certificaciones del establecimiento deben ser evidentes en el entorno de servicio. Aunque clínicas caninas, hospitales y atención ambulatoria parezcan lo mismo, existe una diferencia entre los servicios, compruébalo:

  • Consultorios veterinarios ambulatorios: son establecimientos donde se realizan exámenes clínicos, procedimientos de área y vacunaciones . No se permiten anestesia general, cirugías ni hospitalización.
  • Consultorio veterinario: lugares con médico responsable, destinados a consulta clínica de exámenes, intervenciones y vacunación de perros . Las prohibiciones del tema anterior se repiten aquí. Solo se permite el uso de sedantes, tranquilizantes y anestésicos locales para la contención de los animales.
  • Clínica Canina y Hospitales: integrados, este tipo de lugares es el centro de salud completo para los animales. Además de consultas, pruebas de imagen, pruebas de laboratorio y tratamientos, la clínica canina está autorizada para realizar cirugías y hospitalizar a las mascotas . Todo, siempre, con la supervisión y presencia del veterinario.

2. Encuentra una buena ubicación

Es común ver a los tutores optar por un veterinario de acuerdo a la distancia de sus domicilios. Después de todo, una ubicación más cercana a casa en realidad tiene muchos beneficios. En casos de emergencia, por ejemplo, tener un profesional cerca ayuda mucho. Sin embargo, esto por sí solo no es suficiente para encontrar la clínica canina adecuada. Es fundamental que el lugar sea compatible con tus necesidades y las de tu mascota.

3. Pide referencias

La opinión de los que nos gustan importa mucho a la hora de elegir una clínica canina. Por lo tanto, pedir referencias a familiares y amigos sobre el lugar donde llevan a sus animales ayudará en su búsqueda. Cuidado con la información tomada de las redes sociales como recibir indicaciones en grupos de Facebook , ONG y comunidades de tutores de animales, no siempre son reales, siempre investiga el origen de la información. Encontrar personas que han tenido buenas experiencias es genial y te ayudará mucho.

4. Prioriza el buen servicio

Tan importante como la titulación, también se debe tener en cuenta el trato y la amabilidad del personal de la clínica canina. Si necesita hospitalización o algún procedimiento para su mascota, solicite ver el lugar donde se realizará el procedimiento. Este primer contacto le permitirá evaluar el entorno y cómo se trata a otros propietarios y sus mascotas. Es fundamental sentirse cómodo haciendo preguntas, aprender más sobre las técnicas y disfrutar de la compañía de su médico. Solo así tendrás confianza para dejar a tu mascota en la clínica.

5. Conoce más sobre la empresa

Los veterinarios necesitan estar en constante desarrollo y estar registrados en sus consejos de clase, cada estado tiene un CRMV y hay un consejo federal CFMV . Por ello, conocer si los profesionales de la clínica canina tenían registros en estos organismos es fundamental. Consultar el Currículo Lattes de especialistas también puede ser una buena herramienta a la hora de elegir especialistas veterinarios. Antes de elegir, consulte información sobre la formación del médico. Esencial para asegurar la buena calidad del diagnóstico, esto también evitará que caigas en falsos expertos .

6. Elige un experto

Llevar a tu amiguito a la misma clínica canina siempre es genial. Además de crear un vínculo fuerte con el equipo, este hábito generará un historial completo de su salud. Sin embargo, no todas las respuestas están siempre en un solo lugar. Un buen médico debe reconocer cuando los casos van más allá de su conocimiento y sugerirle que vea a un especialista . En estos casos, las clínicas más avanzadas pueden ayudarte, ya que reúnen a diferentes profesionales veterinarios. Así, tú y tu mascota no tendréis que ir a buscar otros establecimientos.


Contenido actualizado para: mes 10 - año 2022.